Cómo nació Caidos del Cielo

Historia

En el año 1998 la directora y autora teatral Paloma Pedrero comienza a realizar talleres de teatro con personas sin hogar. El trabajo que durante años realizó culminó en 2008 con un ambicioso proyecto teatral: la escritura de una dramaturgia sobre ellos interpretada por ellos mismos, unidos a un selecto grupo de profesionales de las artes escénicas.

La puesta en escena de Caídos del Cielo se estrenó dentro del Festival de Otoño en el Teatro Fernán Gómez de Madrid. Esta obra se convirtió en un gran éxito, tanto ético como artístico, además de contar con una amplia repercusión mediática.

“Porque queremos estar cerca de los que sufren, cerca de los que se hacen preguntas, buscan, tratan de comprender. Porque creemos en la rebelión y pensamos que solo a través de la creatividad podemos transformarla en solidaridad, Porque sabemos que la aventura del arte nos hace estar mejor y ser mejores”

A partir de esta experiencia, en 2009 se crea la asociación cultural Caídos del Cielo, con el convencimiento de que el teatro es capaz de transformar a las personas, puede mejorar sus vidas y ser motor de cambio para combatir la exclusión. Desde entonces la ONG ha abierto sus puertas a todo tipo de personas en riesgo de exclusión, ha realizado siete espectáculos. El último, hasta la fecha, ha sido el estreno del espectáculo “Transformación”, en el Centro Dramático Nacional. Esta vez, el colectivo con el que hemos trabajado, primero en los talleres de formación y después en la puesta en escena, ha sido el de personas transgénero, el de los hombres trans. El proceso ha durado dos años, y culmina con seis semanas de funciones en el CDN con críticas excelentes y llenos diarios de público.

Anterior a Transformación, Una Guarida con luz se estrenó en marzo de 2018 dentro del festival Ellas Crean, en el Centro Cultural Conde Duque. Y que es el resultado de un taller de teatro para inmigrantes y refugiados junto a actores profesionales. Una iniciativa artística en la que han participado personas de más de treinta países. como Ucrania, Siria, Irak, Venezuela o Costa de Marfil.

Caídos del Cielo cuenta con varios reconocimientos, como el de Premio Dionisos de la UNESCO, el SAMUR SOCIAL de la Comunidad de Madrid, Art for Change de la Obra Social La Caixa o dos nominaciones al Valle-Inclán de Teatro.